fbpx

¡Descubre las ventajas de comprar máquinas de micropigmentación Amiea!

Si eres de las que ya luce una Micropigmentación o de las que estás pensando en hacerte una, este post te interesa.

Como amantes y plenas defensoras de la Micropigmetación y tras muchos años de experiencias, no gustaría resaltar un aspecto muy importante que influirá enormemente en el resultado y duración de tu Micropigmentación.

En verano especialmente, pero también durante el resto del año, nuestra piel se expone a diferentes agresores externos, como puede ser los rayos UV, la polución, los cambios de temperatura… y debemos ser muy constantes en la protección de la misma para que estas agresiones no dejen su huella. Una buena rutina de cuidado de nuestra piel es clave para evitar que nuestra piel sufra; desde una limpieza profunda diaria, una hidratación adecuada o el uso diario de protección solar, son pasos que no podemos olvidar en nuestro día a día.

Y te preguntarás, ¿Cómo afecta esto a mi Micropigmentación? Pues aquí te dejamos la respuesta.

La Micropigmentación es un proceso por el cual se introduce pigmentos compuestos por partículas pequeñas en nuestra capa más superior de la piel, la epidermis. Estas partículas de color van variando a lo largo del tiempo dentro de nuestra piel y la forma en la que varían (mejor o peor, más o menos rápido) está totalmente relacionada con un buen cuidado post tratamiento.

Desde el momento justo posterior a realizarte la Micropigmentación, debe comenzar tu rutina de cuidado de esta. Una vez realizado el tratamiento, la piel comienza un proceso de regeneración, pues a pesar de ser un tratamiento superficial, es un proceso desconocido y ajeno para la piel y su reacción natural va a ser curar esa “agresión desconocida”. Como si fuera una herida, la piel comenzará a regenerarse mediante la creación de una costra y en dicho proceso, intentará expulsar el máximo posible de partículas fuera de la epidermis. ¡Aquí está la clave! Cuanto más limpia e hidratada mantengas la zona micropigmentadada, menor costra generará nuestra piel, y mayor será la retención de partículas de pigmento (y por tanto mayor retención de color). Pero no solo eso, si mantienes un cuidado adecuado nada más realizarte el tratamiento, el resultado de tratamiento será infinitamente mejor que si no lo hubieras hecho, pero no podemos olvidarnos del factor más importante, que determinará el estado de tu micropigmentación durante el tiempo: la protección contra los rayos UV.

Una vez regenerada la piel, el pigmento asentado en la epidermis, es fundamental que al igual que en el resto de nuestro rostro, usemos protección solar en las zomas micropigmentadas. De no hacerlo, las partículas de color pueden virar de color de forma exagerada si se expone la zona a los rayos ultravioletas de forma prolongada, seguramente el tratamiento se decolorará. Por lo que si quieres que tu Micropigmentación luzca perfecta y dure más tiempo, no lo olvides, ¡Protégela!

Cookie-Man.png

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Abrir chat